Inicia congreso de Sonora trámite para declarar persona non grata a Germán Larrea, de Grupo México

Redacción Noticias MX.- El diputado sonorense Carlos Navarrete Aguirre entregó en la oficialía de partes del Congreso local, este lunes, la iniciativa para nombrar persona non grata al socio mayoritario de Grupo México, Germán Feliciano Larrea Mota Velasco.


El documento de cinco cuartillas argumenta que el magnate minero es considerado “persona non grata” para la entidad, "por las múltiples y constantes afectaciones realizadas por su empresa, Grupo México, a los ecosistemas sonorenses y a sus habitantes”.


Además, Carlos Navarrete lamentó la contaminación sistemática de la entidad por la irresponsabilidad de la compañía minera.


“Ya tenemos grandes problemas por parte de este consorcio que nos contamina todos los días; a esta empresa le llamamos ‘grupo tóxico’ en lugar de Grupo México, porque daña la salud de todos los sonorenses, y vamos a pelear por quitarle la concesión e indemnizar a los pescadores de Guaymas por el más reciente derrame”, señaló el legislador tras presentar el escrito.


La iniciativa con punto de acuerdo debe ser aprobada por la mayoría del Congreso local y publicarse en Boletín Oficial del Estado para que entre en vigor.


Pero antes de ello deberá ser leída en la próxima sesión de la Permanente, que asignará una comisión para su estudio, y ésta, a su vez, tendrá que emitir un dictamen para su eventual aprobación. Finalmente se discutiría en el Congreso local.


De acuerdo con el Departamento de Asuntos Jurídicos, la iniciativa se presentaría a los 33 diputados locales el próximo 6 de agosto, cuando se cumplirán cinco años del otro derrame de tóxicos en la mina Buenavista del Cobre, también propiedad de Grupo México, que en aquella ocasión sufrió una falla en la presa de rebombeo, por lo que el sulfato de cobre acidulado recorrió 274 kilómetros desde el río Bacanuchi hasta la presa El Molinito, con afectaciones directas a más de 22 mil personas de los pueblos asentados a la vera del río Sonora.


La iniciativa de Navarrete tiene su origen en la fuga de tóxicos del pasado martes 9 en la Terminal Marítima de Guaymas, a cargo de la Administración Portuaria de Guaymas (Apiguay).  


Durante el proceso de trasvase de “prueba y drenado”, ese día se derramaron tres mil litros de ácido sulfúrico sobre el Mar de Cortés, pero la minera asegura que sólo se vertió una cantidad similar a los tres metros cúbicos. No obstante, informes periodísticos de este puerto mostraron un video de 12 segundos, donde se observa que una tubería completa se vació sobre el lecho marino. 


A casi una semana del siniestro, no existe informe oficial de parte de la Secretaría de Medio Ambiente (Semarnat) o de la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa). apro.
 

Tu opinión es importante

Minuto a Minuto

Minuto a Minuto